Lugares de Verdad y de Cartón Piedra

 

Que rabia me dan esos lugares que van de algo que no son. Se basan en ofrecer una estética, comportamientos y productos que son tendencia o típicos de un determinado lugar.

¡Ojo! algunos de estos lugares (aún) tienen éxito, en parte por el desconocimiento del cliente, que en muchos casos pretende acercarse a ese concepto porque ahora está de moda o porque es típico de la zona que está visitando, pero que desconoce por completo.

En ellos, sus trabajadores muestran una actitud que muchas veces es fingida, como si interpretasen un papel, todo es bastante predecible.

Son lugares pensados para tener un éxito inmediato y sin más pretensiones que ser un simple negocio. Totalmente respetable por otra parte.

Yo los llamo lugares de “Cartón piedra”.

En contraposición, encontramos los “Lugares de Verdad”: Proyectos vitales, a largo plazo, tienen claro lo que venden, las personas se desplazan para conocerlos, entienden y respetan su entorno, son propuestas arriesgadas y parten desde el interior de sus creadores.

Podía poner ejemplos de ambos tipos, pero sólo lo haré del segundo, que es más divertido. Por supuesto están todos los Slow Hotels, que quizá ya conozcas muy bien y prefiero mostrarte otros lugares de verdad que no sean hoteles, para que puedas descubrirlos también.

Tatau Bistro es un bar en el centro de Huesca con estética Pin Up, rock & roll y … mejor mira este video y entederás porque es el primer bar de tapas con una estrella Michelin.

Pastelería Cabo Busto, está una casa de colores en un pequeño pueblo de Asturias. La casa de los abuelos de Jonathan González, uno de los mejores pasteleros de España.

El Tatau ha ganado una estrella Michelin porque la comida es brutal, en Cabo Busto los pasteles están de muerte y los Slow Hotels son la colección de hoteles mejor valorada por sus huéspedes, si eso no fuese así, lo demás no tendría sentido.

 

Photo credit: Adrian V. Floyd

 

 

 

No Comments

Post A Comment